“FIESTAS DE FIN AÑO, ESOS DIAS DEL AÑO QUE PENSAMOS QUE NO HACE DAÑO”

Enviado por Ivania Yanez@p… el Mar, 17/12/2019 - 07:24
Autor:

Mgter. José Ramiro López Guevara Nutricionista de atención primaria de la Caja del Seguro Social

 

Llegó diciembre, mes en el que celebramos la navidad y la víspera del nuevo año, y con estas celebraciones vienen los convivios en todos los ambientes sociales: fiestas de navidad y de fin de año en el trabajo, reuniones familiares, amigo secreto donde los grupos de amigos se reúnen para intercambiar regalos y por qué no, aprovechar las ofertas que nos ofrecen los restaurantes.

 

Todas estas reuniones incluyen comida y son la excusa perfecta para deleitarnos de todos esos platillos propios de la época y muchas veces no pensamos en nuestra salud nutricional porque ¡una vez año, no hace daño!

 

La cantidad de calorías ingeridas en este mes impactan negativamente en nuestro peso, aumentando el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y cáncer, principales causas de muerte en nuestro país.

 

Una alimentación saludable se puede mantener durante todo el año sin tener que dejar de disfrutar de nuestras celebraciones, amigos, compañeros de trabajo y familiares.

 

Consejos prácticos para celebrar saludablemente nuestras fiestas de fin de año:

 

  • La principal causa de la ingesta hipercalórica son las calorías extras que aportan las grasas y azúcares de lo que picamos. Evita los snacks, boquitas, dulces de navidad y bebidas azucaradas; en su lugar prefiere las frutas, agua y como entrada escoge vegetales frescos.
  • Otra causa es la sobreingesta de carbohidratos o almidones. Nuestros platos contienen más de uno de ellos como arroz con guandú o verde o con pasitas, ensalada de papas y tamal. Recuerda que según las Guías alimentarias para Panamá, el carbohidrato debe ocupar un cuarto de un plato de 9 pulgadas. Coloca en ese cuarto un cucharón del arroz y una bolita de la ensalada y deja el tamal para una merienda posterior.
  • La proteína (carne) que vayamos a escoger también es importante debido al aporte de grasas de estas. Prefiere carnes blancas como pavo, pollo o pescado antes que el jamón de cerdo, pero cualquiera de las carnes que escojas evita sobrepasar un cuarto del plato, de esta forma estarás evitando el exceso.
  • Los otros 2 cuartos restantes del plato (mitad del plato) coloca esas frutas que siempre se quedan en la mesa y trata en la medida de lo posible de preparar, aunque no sea la costumbre, ensaladas de vegetales frescos o cocidos y sírvelo en la mitad del plato con la fruta.
  • Evite el exceso de alcohol, por cada copa de vino, ron ponche, trago o cerveza que tome, trate de beber un vaso de 8 onzas de agua, de esta forma se estará hidratando, evitará calorías extras que aporta el alcohol y la resaca del día siguiente.
  • No se olvide del ejercicio que aparte de mantenerlo activo y sano, le ayudará a quemar parte de las calorías ingeridas en sus fiestas. Para este mes trate de realizar una hora de 3 a 5 días por semana, ya sea caminar, trotar, correr, aeróbico en gimnasio, máquinas de cardio, bailar, entre otros que a usted le guste y le divierta. El ejercicio aparte de ser saludable, es divertido y fomenta la unidad familiar.

 

Estas son recomendaciones generales para personas sanas, si usted tiene alguna enfermedad crónica como diabetes, hipertensión, enfermedad cardiovascular, renal o hepática, consulte con su Médico o Nutricionista para disfrutar de los alimentos en su mesa sin desatender su salud y tratamientos.

 

Y si va a preparar los alimentos para sus amigos o familiares, evite las intoxicaciones alimentarias. Los platos que requieran refrigeración colóquelos en la nevera una vez preparados, evite hablar sobre los alimentos mientras los prepara ya que la saliva los puede contaminar, lávese las manos antes de manipular alimentos y evite la contaminación cruzada al utilizar los utensilios de los alimentos crudos con los cocidos y las tablas de picar carnes con la de los vegetales.

 

Si alguien en su fiesta presenta vómitos y diarreas constantes, acuda de inmediato a la instalación de salud más cercana.

 

Una vez al año sí hace daño a largo plazo, pero comer saludable no es sinónimo de no disfrutar de nuestros eventos sociales. La clave está en comer poco a poco y de todos los grupos de alimentos.

 

Cuidemos de nuestra salud hoy para que sean más fiestas de fin de año.